Atención seguidores

¿Tienes problemas para visualizar la lista de seguidores?
Haz click aquí para seguir este blog.

Novedades en el Blog

Hace poco recuperé algunas de las muñecas de mi infancia y desde entonces me he adentrado en un mundo apasionante así que decidí incluir en el blog un apartado dedicado a la Muñeca de Famosa.

Nancy

Barriguitas


Otras muñecas

Pepas

Kikas

Diario de viaje: Manhattan a nuestros pies 4-3-09

En el número 350 de Fifth Avenue, entre las calles 33 y 34, encontramos uno de los edificios más emblemáticos de Manhattan, el Empire State Building, con una altura total de 443,2 metros, incluyendo los 62 metros de antena y 102 pisos, a los que se accede por 1.860 escalones, aunque resulta más cómodo utilizar alguno de los 73 ascensores que nos permiten acceder a sus excelentes miradores de las plantas 86 y 102. En 1887 la familia Astor compra el terreno donde se emplaza el edificio y levanta el Hotel Waldorf Astoria.
En 1929 el lujoso hotel era demolido; en medio de la Gran Depresión, Walter Chrysler propietario de la Chrysler Corp. y John Jakob Raskob fundador de General Motors se enzarzaron en la carrera por levantar el edificio más alto del mundo.
Una vez finalizado el Chrysler Building en 1930, Raskob eligió a la empresa de arquitectura Shreve, Lamb y Harmon. El Empire State fue diseñado por Gregory Johnson que junto con su empresa realizaron los dibujos del edificio en tan sólo dos semanas, utilizando como base sus anteriores diseños, como el Reynolds Building en Winston-Salem, Carolina del Norte y Carew Tower en Cincinnati, Ohio.
La excavación comenzó el 22 de enero de 1930 y el Empire State Building se inauguró el 1 de mayo de 1931, convirtiéndose durante 40 años en el edificio más alto del mundo, hasta la finalización de las Torres Gemelas. Fue todo un record de construcción ya que se empezó a erigir el 17 de marzo de 1930, levantándose 4 pisos y medio a la semana, por lo que se completó en un año y 45 días, en total, 7.000.000 de horas de trabajo, con un coste de 40.948.900 dólares,incluido el solar. Se utilizaron 60.000 toneladas de acero para la estructura, 930 metros cuadrados de mármol Rose Famosa y Estrallante para la decoración exterior y 27.900 m2 de mármol Hauteville y Rocheron para los vestíbulos de los ascensores y los corredores en las plantas de oficinas. El edificio tiene nada menos que 6.500 ventanas.
Se construyó en estilo Art Decó, un movimiento no sólo arquitectónico, sinó social que impregnó todos los elementos de una sociedad eminentemente industrial. Los edificios y los rascacielos eran construidos y decorados de tal manera que al situarse frente a ellos, se recibe más la impresión de estar bajo enormes templos, inspirados en los templos mayas y egipcios que eran el centro de atención de los descubrimientos arqueológicos del momento. También, una de las características más reconocibles del movimiento Art Decó y expresadas en el Empire State Building es la riqueza ornamental de las superficies en el exteríor de los edificios, repetida en sus instalaciones en el interíor. Los motivos con formas precisas comprenden zigzags, triángulos, rayas, círculos segmentados y espirales. El Empire State Building, así como el Chrysler Building son la máxima materialización arquitectónica de dicha época artística y social en Estados Unidos, iniciada con la exposición "Exposition Internationale de Arts Décoratifs et Industriels Modernes de 1925" de París.
El mástil ahora base de la torre de TV fue diseñado originalmente como torre de amarre para dirigibles pero desgraciadamente debido a varios intentos fallidos y a los fuertes vientos reinantes la idea tuvo de ser finalmente abandonada. El piso 102 fue al principio una plataforma de aterrizaje con una pasarela dirigible. Un elevador, que viaja entre los pisos 86 y 102 pisos, fue asignado para transportar pasajeros después de que estos se registraran en la cubierta de observación sobre el 86 piso.
En 1945 un bombardero B-25 chocó contra el piso 79 en medio de una densa niebla. En 1951, el edificio es vendido por los herederos de John J. Raskob por 34 millones de dólares al grupo dirigido por Roger I. Stevens. Al mismo tiempo, la compañía de seguros Prudential Insurance Company of America compra el edificio por 17 millones de dólares y firma un contrato de arrendamiento a largo plazo con los propietarios. En 1954, un grupo de Chicago dirigido por el Coronel Henry J. Crown compra el edificio por 51,5 millones de dólares.
Vista exterior del Empire State Building

Detalle del vestíbulo

Detalle de la antena de 62 metros que ofrece servicios de comunicaciones, televisión y radio a más de 4 estados. También cabe destacar la iluminación especial de los últimos pisos, que cambia en función de la festividad y celebración especial.

Vista panorámica de Manhattan con el Chrysler Building

Norte de Manhattan apenas puede apreciarse Central Park Upper West Side, Upper East Side y Harlem.
El puente en el Río Hudson es el George Washington Brigde y comunica Nueva York con New Jersey.

Detalle de la vista panorámica anterior, sorprende y atrae de manera visual la infinidad de estilos arquitectónicos que uno puede ver en los diferentes edificios, con diferentes alturas, formas y colores. Es como un conjunto arquitectónico que eclécticamente ha ido dando forma a la ciudad. En si cada edificio es singular y único y nos puede producir la sensación de como se han podido ir construyendo siguiendo diseños tan diferentes pero en su conjunto es como uno sólo. Creo que uno no puede imaginar Nueva York sin el amalgama de edificios tan dispares.
Detalle del Norte de Manhattan donde puede apreciarse Central Park e incluso el Jacqueline Kennedy Onassis Reservoir, el gran lago del parque en el que se ve un trocito de color azul.

Lower Manhattan

Detalle de Lower Manhattan, puede apreciarse la Estatua de la Libertad y Ellis Island.

Lower Manhattan al fondo y en primer plano vista de Madison Square Park con el singular edificio Flatirion. Puede apreciarse la intersección de la calle Broadway con la 5th Ave.
Madison Square Park y el edificio Flatirion desde el Empire State Building.

Aquí probando realizar una fotografía frente al espejo que se encuentra en el interior del mirador del Empire State.

He intentado seleccionar unas cuantas fotografías representativas de las vistas que pueden apreciarse desde el mirador del Empire State Building. No ha sido fácil porque cuando estás allí arriba el dedo no para de disparar porque te gustaría captar cada centímetro de la ciudad.